Conocemos a fondo el nuevo Ineos Grenadier

Diseñado y financiado por el gigante petroquímico Ineos, el todo terreno está diseñado para ser el 4×4 más capaz de la historia.

El Ineos Grenadier , un todoterreno británico que se fabricará en Francia y que monta motores alemanes recuerda al desaparecido Land Rover Defender pero la verdad es que mejora al ilustre todoterreno británico en todo, repetimos en todo.

La marca nos invitó a probar el prototipo del Ineos Grenadier en una finca rural cerca de Barcelona, dónde tenían una unidad de pre-serie y dos unidades en fase de desarrollo pero que nos sirvieron para ver de lo que será capaz este atípico vehículo.

El vehículo está equipado con protecciones delanteras y traseras, ganchos de remolque, estribos de eje a eje, un snorkel (más bien una entrada de aire alta, puesto que no es impermeable) y escalera trasera. Los dos coches que probamos forman parte de las 130 unidades que se han fabricado para pruebas por la empresa de ingeniería austriaca Magna Steyr. El exterior es casi definitivo pero el interior aún era un laboratorio con ruedas.

Este vehículo estará disponible con dos opciones de motor ambos construidos y suministrados por BMW .

Un motor de gasolina de seis cilindros en línea turboalimentado de 3.0 litros envía 210 kW (281 cv) y un par de 450 Nm a las cuatro ruedas a través de una transmisión automática de ocho velocidades, mientras que una variante diésel de la misma cilindrada y diseño produce 185 kW (246 cv) y un enorme par de 550 Nm.

El Grenadier dispone de un chasis tradicional de largueros y prescinde de elementos complejos como la suspensión neumática o de algunos sistemas de ayuda electrónicos que son hoy habituales en cualquier SUV. A cambio, llevará de serie diferenciales mecánicos bloqueables en cada eje, más uno en disposición central, así como una transmisión con reductoras. Con todo ello, se busca la simplicidad mecánica para no complicarse la vida en mitad de una zona de difícil acceso y, por supuesto, las mejores aptitudes para la práctica del todoterreno extremo.

Los primeros Ineos Grenadier se fabricarán con carrocería tradicional de cinco puertas -llamados Station Wagon-, para la que se podrá elegir entre motor diésel o gasolina. Llegarán al mercado en el tercer trimestre de 2022 y, unos meses más tarde, la oferta se ampliará con un pick-up. Los modelos de cinco puertas miden casi cinco metros de largo y 1,93 m de ancho sin retrovisores, con una distancia entre ejes de 2,9 metros. En el caso del pick-up esa batalla será unos 50 centímetros superior.

Los precios y las especificaciones del vehículo aún no se han revelado, así como la enorme lista de opcionales y accesorios que podrá montar.

Nosotros nos subimos a ambas unidades para hacer un recorrido 100% offroad por la finca, con subidas pronunciadas, bajadas imposibles y tramos rotos dónde el Ineos ni se inmutó y sobretodo los ocupantes tampoco, ya que el filtrado de la suspensión es inalcanzable para sus teóricos rivales, el Mercedes Clase G, Jeep Wrangler o los japoneses Toyota Land Cruiser y Mitsubishi Montero.

En marcha lo primero que nos sorprende es el enorme confort para los pasajeros, la verdad es que es el 4×4 más cómodo en el que nos hemos metido por sitios complicados, la suspensión filtra muy bien y no tienes la sensación de ir en una batidora cómo si pasa con el difunto defender o la mayoría de Pick-ups. Otro detalle muy a tener en cuenta es la insonorización muy trabajada, se oye el motor, pero se puede mantener sin problema una conversación y el ruido está muy atenuado, sobretodo teniendo en cuenta de que son unidades no definitivas.

La carrocería, pese a sus dimensiones generosas no se nota ni grande ni inclina en las curvas, está muy elaborado el sistema de amortiguación.

La tracción es simplemente sorprendente, escala cómo un jabato y en los descensos baja a velocidad de peatón incluso en bajadas de más de 50 grados de inclinación. También el reparto de pesos es soberbio, detalle que se nota a la hora de poner de lado el Ineos, que no tiene tendencia a volcar.

Valoración Final.

No es un coche de gran consumo, pero se convertirá en un objeto de deseo y un signo de diferenciación a parte de una herramienta de trabajo para el sector de la construcción, agrícola, ramadero y militar, pero también un compañero de aventuras que nos llevará al fin del mundo, dónde ningún otro coche de serie haya llegado.

Su precio es todavía una incógnita, pero sin duda, no será económico, no importa, sus virtudes seguro convencerán a muchas personas que pensaban que este tipo de vehículo se había extinguido.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error

Te gusta nuestra web? Ya nos sigues en las Redes Sociales?